Seguinos

Rumbo a la Muralla China (Por Lourdes Aguiar)



By  Pablo Di Corrado     7:55    Etiquetas:,, 

A 5 días del viaje tan esperado, podría escribir mil páginas contando todo lo que vivimos desde que dijimos "vamos a hacerlo". Y acá estoy, sentada, pensando cómo resumir una experiencia tan soñada, tan esperada, y que pinta tan difícil.
Un día, buscando "carreras raras" en internet, descubrí que en la Muralla China se corre una maratón. Así se me fue metiendo la idea en la cabeza... Y empecé a contagiarle mi entusiasmo a Walter. Me volví monotemática. Walter me escuchó soñando despierta y se sumó. Averiguamos precios, sacamos cuentas, y ya estaba... Ya estábamos embarcados en este viaje, que parecía tan lejano, y ya está a un paso.
Son 42 km 195 metros, más de 5 mil escalones... Las fotos y videos muestran a los corredores caminando "en cuatro patas", cuando las piernas ya no responden. Los que ya fueron hablan de mucha humedad, calor, cansancio, dolores... Lo pienso y se me pone la piel de gallina.
Todavía me acuerdo el día que fui a decirle a Diego Santoro, nuestro entrenador, que quería que me preparara para esto. Empecé con el entrenamiento a principios de enero... En esos días en que la mayoría de los porteños están de vacaciones o metidos en la pileta. Yo no, yo estaba corriendo. Salía a esos horarios en que el sol parece quemarte viva, pensando "todo sea por China".
Corría lento, transpiraba muchísimo, me costaba respirar. Pero seguía. Y así pasó lo más crudo del verano. También tocaron días de mucha humedad, de lluvia, con viento, de frío, o días en los que no había dormido casi nada (menos que lo habitual, que son cinco horas... como mucho). Eso hizo que correr costara más y que varias veces me replanteara para qué me había metido en esto.
Pero esa locura que impregna esta experiencia también hizo que, al final de esos entrenamientos que costaron bastante, se me cayeran lágrimas de emoción porque lo había logrado.



Con tanto correr y tantos fondos, a los que no estaba acostumbrada, también llegaron los dolores. Viejas tendinitis que cobraron vida, nuevas que aparecieron, visitas semanales al podólogo por mis uñas encarnadas, citas obligadas con la kinesióloga (a la que ya considero mi amiga) y nuevas plantillas para acompañar el andar de mis pies planos. Hay muchas cosas que nadie vio ni conoce… Sólo mi entorno que en estos meses se bancó mis charlas sobre la maratón de la Muralla, mis entrenamientos y todas las situaciones accesorias.
Creo que ya casi todos saben que me voy a China. Hablo mucho de eso. Hablo TODO el tiempo de eso. Como cuando fui a correr mi primera maratón, o la segunda sin haberme entrenado o la tercera, que la hice con faringitis. Hago “la previa” contándole al mundo en qué ando… es una forma de palpitar la aventura que se viene.
Hasta tomamos clases de chino. Yo aprendí poco y nada... Venía bien hasta que me desenamoré del idioma y ahora sólo entiendo algunas pocas cosas. Por suerte va conmigo mi amor, mi compañero y traductor: Walter la tiene bastante clara.
Cada entrenamiento tuvo su anécdota. Al final de cada día me sacaba una selfie y la subía a Facebook. Cada foto tiene su historia, su trasfondo. Cada retrato era más que una cara... Era estar un pasito más cerca del sueño.
Ahora todo es ansiedad, nervios, alegría, miedo, emoción. Hace días que vengo moqueando de solo imaginarme "ahí". No quiero pensar mucho. No me imagino cómo voy a hacer para recorrer semejante distancia, tantos escalones, con calor y humedad, y con toda esta mochila de sensaciones.
Llevo en mi corazón la cara de mis papás, testigos de mi día a día, gestores de esta mujer que escribe. Ellos me enseñaron a soñar y a luchar por hacer esos sueños realidad. Además sé que van a estar rezando por nosotros, a tantos km de distancia.
Y allá voy... A llegar. A lograrlo. Con mi compañero de vida, mi mochila de hidratación, mis zapatillas con la que hemos corrido tantos km, con mi bandera del Rojo, en la que agradezco a Dios por eso… ¿Qué es "eso"? Soñar, correr, lograrlo, seguir soñando y corriendo.
Amo correr. Me hace tan feliz... Me dio tantas satisfacciones. Me hizo llorar tantas veces de felicidad.

Que Dios me ayude en este nuevo desafío. Allá voy, de la mano de Walter, como en cada carrera, a cruzar la línea de llegada.

About Pablo Di Corrado

Soy Diseñador Gráfico de la UBA y corredor amateur desde 2008. Maratonista desde Buenos Aires 2011. Me enamoré de la distancia y sueño con recorrer el mundo de maratón en maratón. Mi primer gran objetivo es correr las 6 World Marathon Majors. En 2016 entré por sorteo y corrí el Maratón de New York, en 2017 tuve la misma suerte para el Maratón de Berlín donde clasifiqué con mi tiempo para correr en 2018 en Chicago.

5 comentarios:

  1. El mayor de los éxitos para vos!!
    Te va a ir genial!!
    Espero algún día poder ir a correrla :)

    ResponderEliminar
  2. Yo confio en uds. Y en ese amor que se tienen uds y lo que son/hacen.
    No nos conocemos personalmente pero casualmente el amor que sentis x las mascotas nos cruzó.
    Soy de las que sin demasiado vernos me voy a sentar en la hinchada virtual a alentar tremenda odisea desde aca. Porque no hay nada mas lindo que ver y compartir la felicidad de quienes nos rodean, mas cuando es tan transparente y pura!

    Vamos con toda chicos!!!! MUCHA MIERDA! ❤

    ResponderEliminar
  3. Ya se los dije y ahora tambien, va mucha energia y muy buena vibra de gente q los quiere y esta c uds en este nuevo desafio. No te olvides querida Lou que donde va tu pensamiento, a ese lugar vas a llegar. Un abrazo tan grande q los acompañe todo el viaje!��������

    ResponderEliminar
  4. Leí tus sueño alegría , emoción , todo eso junto en lo q decís y compartis , t vuelvo a decir q t admiro , y me emociona saber q van a correr tantos km , y en ese lugar soñado q es la muralla China , me da piel d gallina mientra leo lo q van a vivir, mucha suerte voy a estar alentando desde aca . Suerte besos

    ResponderEliminar
  5. Leí tus sueño alegría , emoción , todo eso junto en lo q decís y compartis , t vuelvo a decir q t admiro , y me emociona saber q van a correr tantos km , y en ese lugar soñado q es la muralla China , me da piel d gallina mientra leo lo q van a vivir, mucha suerte voy a estar alentando desde aca . Suerte besos

    ResponderEliminar


Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Follow by Email

Translate